¿Es tan importante la mirada?

El corredor de fondo es un deportista que por sus cualidades competitivas, y por los obstáculos que debe enfrentar en el desarrollo de su actividad, debe trabajar, además de su estructura muscular los distintos aspectos de concentración y motivación que le ayudaran a enfrentar de un modo exitoso la prueba de maratón.

Compartir...Share on Facebook0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Share on Google+0Share on LinkedIn0

La mirada siempre fija en el objetivo ¿Es tan importante la mirada? ¿Es tan importante la mirada? mirada al frente mirada al correr consejos corredores correr un maraton

La mirada siempre fija en el objetivo

En los distintos episodios de la carrera, el corredor de fondo debe enfrentar numerosos obstáculos relacionados con su físico, pero además; los pensamientos y la motivación propia se convierten en una herramienta de gran valor que pueden decidir la continuidad o abandono de la prueba.

En los distintos detalles del entrenamiento, el corredor de fondo puede desarrollar un conocimiento propio de importancia, conocer su resistencia física y aportar correcciones de postura y fortaleza a su estilo de carrera. Numerosos especialistas afirman que la integración entre el cuerpo y la predisposicon mental es de gran importancia para culminar las distintas oportunidades en la carrera. El esfuerzo integrado tiene una relación directa con la postura del corredor.

Posturas al correr

La postura del corredor se relaciona con su motivación. Numerosos entrenadores y corredores profesionales trabajan las posturas del cuerpo en respuesta a los obstáculos que pueden presentarse durante la competición. El cansancio es uno de los principales obstáculos que se desarrolla en estos contextos. Correr sintiendo el cansancio como un enemigo que pude derrotar al corredor para obligarlo a abandonar no es una buena idea.

Conservar la postura de la columna vertebral erguida y mantener la mirada en el horizonte son dos puntos de gran valor estratégico en la carrera de maratón. Mirar la punta de los pies al correr es solo una actividad de importante impacto que contribuye a acrecentar la sensación e cansancio y contribuir en el peso emocional de la oportunidad de abandonar.

La mirada se funde con el cuerpo

La posición de la mirada se convierte en este espacio de esfuerzo y dedicación en una importante herramienta que además es un aliado de gran valor en la motivación personal del corredor. Desarrollar esta actividad es sin lugar a dudas una de las mejores oportunidades deportivas de auto superación, esfuerzo y cuidado físico.

Dentro de este contexto de gran entrenamiento, fortaleza de los miembros inferiores y armonía en el ritmo, la mirada, se suma a un aporte integral del organismo donde las emociones y el fisco conforman una sola unidad.

  1. Adviértase que la mirada determina la postura. Por otra parte, es importante la gestión del ritmo: iniciar a velocidad media, continuar un poco más despacio, acelerar hasta un ritmo cardiaco sostenible y mantenerlo casi hasta el final; para luego, simplemente correr. Esto es posible, siempre que se tenga un movimiento absolutamente armónico, plástico, con una cadencia personalizada. Cualquier movimiento forzado o efecto asimétrico tiene, para normalizar, un desgaste extra de energía. El maratón consiste, en realidad en recorrer la mayor distancia con la menor cantidad de energía (trabajo) usada. No es casual la elegancia de los movimientos de los campeones, no es cuestión de actitud, sino de arte.

Leave a Reply

Your email address will not be published.