La importancia de una preparación base para un ironman

Compartir...Share on Facebook0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Share on Google+1Share on LinkedIn0

El ironman es una modalidad de triatlón que nació en Hawái en 1979. Es la más exigente del mundo y combina tres disciplinas: 3,86 km nadando, 180 km en bicicleta y 42,195 km corriendo.

La importancia de una preparación base para ironman {focus_keyword} La importancia de una preparación base para un ironman la importancia de una preparacion base para ironman

La importancia de una preparación base para ironman

Al ser una prueba tan complicada, un buen entrenamiento es básico para ser un finisher. Estas son las pautas para tener una preparación base para un ironman y no quedarse por el camino.

Antes de empezar el entrenamiento

No vale con empezar a prepararse tres meses antes en las pruebas específicas, se necesita más. Lo básico es entender que cada persona tiene sus limitaciones, por tanto, todos los consejos son orientativos.

Lo primero que hay que hacer es un reconociendo médico para conocer el estado de salud. Cabe destacar que una persona que no sea deportista debería olvidarse de preparar un ironman de repente. Lo adecuado sería empezar por medias maratones, maratones, duatlonesSiempre poco a poco.

El entrenamiento para personas que reúnan las condiciones físicas debe durar, mínimo, seis meses (aunque hay profesionales que lo preparan en 12 semanas). Aunque el entrenamiento total para adquirir la base y empezar específicamente suele llevar años. Después del reconocimiento hay que ponerse en manos de un entrenador personal especializado en la prueba. Él programará un entrenamiento adecuado a las condiciones y realizará un seguimiento. Es muy recomendable incluir en el quipo un fisioterapeuta de confianza.

La preparación base para un ironman

A la hora de empezar a entrenar específicamente para un ironman, se recomienda entrenar entre 12 y 30 horas semanales, unas dos o tres horas diarias, combinando las diferentes disciplinas. No solo hay que practicar ciclismo, natación y running, es conveniente ir al gimnasio, tenis, pádel… para reforzar todo el cuerpo.

Los estiramientos son una parte fundamental para evitar lesiones, así como una correcta dieta personalizada e hidratación. El reposo también forma parte de la preparación base, pero nada de parar. Un buen plan de recuperación sería nadar un día 2.000 metros para no forzar el cuerpo. Por supuesto, el factor psicológico hay que desarrollarlo tanto como el físico.

¡A disfrutar y a terminarlo en menos de las 17 horas estipuladas! ¿Habéis participado o queréis hacerlo?

Foto | Fotolia.com

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR