Qué es y cómo evitar un esguince

Compartir...Share on Facebook0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Share on Google+0Share on LinkedIn0

Algunas de las lesiones más comunes cuando haces deporte tienen que ver con los ligamentos. ¿Haces todo lo posible para intentar no hacerte daño? Evitar un esguince es posible si sigues unas recomendaciones.

Qué es y cómo evitar un esguince {focus_keyword} Qué es y cómo evitar un esguince evitar un esguince

Qué es y cómo evitar un esguince

Los hay de varios grados, se producen de diferentes formas y tienen distintos tratamientos. ¿Quieres saberlo todo sobre los esguinces? ¡Atento!

Qué es un esguince y qué tipos hay

Como hemos dicho, es una lesión relacionada con los ligamentos. Concretamente, de las articulaciones. Un esguince se produce mediante un estiramiento o rotura (parcial o total) de las fibras que forman los ligamentos del cuerpo. Es decir, los movimientos que no son naturales, bruscos o por encima de las condiciones físicas pueden provocar que los ligamentos sean forzados y terminen rompiéndose.

El esguince de grado I consiste en el estiramiento del ligamento o en una pequeña rotura de muy pocas fibras. Aunque no es grave, provoca dolor en los movimientos. El reposo suele ser suficiente para curar este tipo de esguince.

El esguince de grado II es una rotura parcial de fibras, normalmente un tercio o más del total del ligamento. Como puedes imaginar, en este punto el dolor es mayor, suele causar inflamación de la zona y no se cura solo. Es necesario reposo, hielo, vendaje y antiinflamatorios acompañados de fisioterapia para poder volver a practicar deporte con normalidad.

Por último, el esguince de grado III es el más grave. La rotura de las fibras es total o prácticamente total. La articulación queda sin sujección. En este caso la cirugía suele ser inevitable para sanar la lesión.

Cómo evitar un esguince

Lo primero que hay que hacer para evitar cualquier tipo de lesión es calentar adecuadamente antes de empezar a hacer ejercicio. La función del calentamiento es preparar a los músculos, ligamentos y demás partes del cuerpo para realizar movimientos poco cotidianos. Al hacer ejercicio directamente, no estarán elásticos y frente a la actividad deportiva pueden lesionarse.

Después, mientras hacemos ejercicio, debemos evitar hacer movimientos bruscos o que estén fuera de nuestro alcance. Cada uno es consciente de sus capacidades así que lo mejor es ir sobre seguro, poco a poco la forma física irá mejorando.

Los estiramientos al finalizar la actividad son muy importantes para evitar lesiones en general. Las partes del cuerpo volverán a relajarse y será más fácil su recuperación.

Por último, unos hábitos saludables, como una buena alimentación, y una equipación adecuada, sobre todo las zapatillas, ayudan mucho a reducir el riesgo de sufrir esguinces.

¿Cuáles son tus técnicas para evitar un esguince?

 

  1. […] tanto realizando deporte como realizando actividades diarias comunes. En otra ocasión ya hemos hablado de los grados que tienen estas lesiones con algunos […]

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR