Te mostramos los mejores estiramientos para la espalda

Aunque parezca mentira, es la espalda y no las piernas quien se encarga de soportar el peso motivado por el equilibrio de nuestra carrera. Por ello, un tronco sano y bien entrenado nos asegura una zancada potente y sólida.

Contar con una espalda fuerte y flexible supone una gran ventaja para los corredores ya que, al correr, ayuda a mantener el cuerpo erguido hacia delante. Además, una espalda estable favorece la protección de la columna en caso de que se produjese algún tipo de impacto durante la carrera.

Sin embargo, la espalda es una zona muy propensa a lesiones. Si los músculos no se estiran regularmente, es mucho más probable que te lastimes.

Estirar la espalda regularmente puede ayudarte a mantener tus músculos flexibles, lo que se traducirá en prevenir distensiones y dolor. Te mostramos 4 posibles ejercicios de estiramiento:

4 tipos de estiramientos para la espalda


 

Postura del gato

Arrodíllate y coloca tus manos delante de ti con las palmas en el piso. Asegúrate de que tus dedos apunten hacia la dirección opuesta a ti. Luego baja la cabeza y eleva la columna mientras curvas la espalda y estiras la columna.

  • Si tienes una lesión en el cuello, asegúrate de mantenerlo alineado con el torso en vez de meter el mentón hacia el pecho.

 

Postura del perro

Pasa lentamente a la postura curva del gato, arrodillándote, colocando tus manos delante de ti con las palmas hacia abajo y los dedos hacia arriba. Curva lentamente la espalda y haz que sea cóncava. Empuja tu cuerpo hacia arriba suavemente. Mantén cada movimiento unos 5 segundos. Luego, eleva la cabeza y aplana la espalda.

  • La tensión y la liberación suaves en la columna ayudan a aumentar la flexibilidad y aliviar el dolor en la parte baja de la espalda.
  • Este ejercicio también es conocido como el ejercicio de la vaca (yoga).

 

Postura del cocodrilo

Para realizar esta postura debes tumbarte boca abajo, luego doblar los codos y colocar las palmas bajo tus axilas. A continuación, eleva el pecho y la parte superior del cuerpo hasta que tu pecho se sitúe a unos cuantos centímetros del suelo.

 

Postura del héroe

Siéntate con las piernas dobladas y las pantorrillas y los pies a los lados, con las plantas de los pies hacia arriba. El pulgar de cada pie debe tocar o estar a un par de centímetros lejos de tus lados. Coloca las manos sobre tu regazo. La postura del héroe, así como el estiramiento de la parte baja de la espalda, aliviará las piernas cansadas al final de un largo día.

Estiramientos para la espalda: algunas advertencias

  • Si sientes cualquier distensión en la espalda mientras realizas estos ejercicios, detente inmediatamente. Reposa unos cuantos días antes de volver a intentar los estiramientos.
  • Si tienes cualquier problema crónico de espalda preexistente, lesiones o estás embarazada, consulta con tu médico antes de intentar cualquiera de estos estiramientos. No es recomendable torcer tu espalda ni provocar más daño.

Leave a Reply

Your email address will not be published.